Páginas vistas en total

miércoles, 28 de junio de 2017

No se copó


Por Emiliano Pereira

Independiente igualó 1-1 ante Lanús en el Libertadores de América y por el momento, se quedó afuera de la Copa Libertadores. Es que el equipo de Holan aún se puede clasificar de otras maneras, aunque desperdició una chance inmejorable. Los goles del encuentro los marcaron Emiliano Rigoni y Diego Aguirre en un partido que tuvo de todo. Además, Ezequiel Barco falló un penal, pero fue aplaudido por el hincha que reconoció su valentía para afrontar la situación.

En el comienzo del encuentro se notó un Independiente más pasivo, cediendo el control de la pelota y agazapado para salir de contra, mientras que Lanús se aprovechó de la posesión y comenzó a inquietar el arco de Martín Campaña. Sin embargo, no hubo demasiadas emociones en los primeros 25 minutos. Y poco a poco, el Rojo comenzó a reaccionar y fue dominando las acciones del partido.

Después de ese cambio de actitud, el equipo de Holan fue totalmente distinto: empezó a presionar bien arriba, achicó las líneas y comenzó a acercarse al arco de Andrada. Y a los 36′, luego de que Lucas Albertengo le baje la pelota en el borde del área, Emiliano Rigoni metió un bombazo para poner en ventaja a Independiente. Con el 1-0 a favor, se sintió más cómodo y terminó mucho mejor la primera parte.

Ya en el complemento, el arranque fue todo del Rojo que se encontró con un Andrada que sacó todo lo que estuvo a su alcance y que mostró un altísimo nivel. Por eso, después de desperdiciar varios goles, Lanús aprovechó un error en el fondo y empató el encuentro con un golazo de Diego Aguirre que la clavó en el ángulo y dejó sin chances a Campaña.

A partir de ahí, el partido se le hizo cuesta arriba a un Independiente que generó muchísimo peligro y se cansó de desperdiciar goles abajo del arco por errores en la definición. Para colmo, a los 35′ del segundo tiempo, Herrera bajó a Rigoni adentró del área y Delfino cobró penal. El encargado de ejecutarlo fue el pibe Barco, que le pegó mal y el arquero granate se quedó con su remate. Los últimos minutos se vivieron con mucho nerviosismo y se perdieron goles increíbles abajo del arco.

No se pudo. Fue empate 1-1 ante Lanús y se quedó a un gol de meterse en la próxima Copa Libertadores. Sin embargo, más allá del lamento por no ingresar al torneo que nos vio siete veces campeón, cabe destacar el esfuerzo y la entrega de los jugadores. Independiente es un equipo en formación, con un cuerpo técnico con sólo seis meses de trabajo. Ojalá que esto no tape lo realizado hasta el momento, que es muy bueno y que seguramente nos llevará por buen camino.



Fuente LxR

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.